Hierba perenne, de hasta 80 cm, de la familia de las  compuestas o asteráceas.
Cassini no dejó escrito porqué eligió ese nombre  para el género; sólo se puede especular, porque hubo más de una Pallene en la mitología griega. El epíteto en cambio está muy claro. 
Planta con pelos finos y largos en casi todas su partes. Tallos erectos que por lo general se ramifican en la parte superior en panícula subcorimbosa, con ramas laterales que suelen superar al eje principal. Hojas alternas, de hasta 7,5 cm, las basales pecioladas; las caulinares semiamplexicales. Brácteas externas mucho más largas que las lígulas, patentes en forma de estrella, dispuestas en 2-3 filas, rematadas en una espina. Capítulos de hasta 2,5 cm. Flores externas femeninas, liguladas, con tres dientes bien marcados, amarillas, dispuestas en dos filas; flósculos amarillos, hermafroditas. 
Con cierto parecido a Astericus aquaticus, ésta última de menor porte, hasta los 40 cm, las brácteas no están rematadas en una espina y solo tiene una fila de lígulas.
Común en el Sureste de Madrid y La Sagra. Vive en suelos secos, ricos en bases y pobres en nitrógeno; herbazales subnitrófilos, matorrales despejados, cunetas. Se extiende por toda la franja mediterránea y Canarias, falta en el extremo noroccidental de La Península.Florece de mayo a julio.
Imágenes de P. spinosa

Saélices (Gu) Darío Meliá
Nuevo Baztan (M) Darío Meliá
Arroyo de Las Amargas, Martín de la Vega (M) Darío Meliá

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.