Hemicriptófito de la familia Compositae.
Hierba de hasta 15,5 cm. Tallos erectos, de mayor longitud que las hojas, sin hojas bracteiformes, pubescentes, con indumento aracnoideo, lampiños en la madurez, de pardos a purpúreos, sobre todo en la base. Hojas de 1,9-9 a 0,4-3 cm, pecioladas. pinnatisectas, con numerosos lóbulos, salvo las primeras hojas vernales disectas, es decir, sin que los lóbulos alcancen en este caso el nervio, que frecuentemente ya están ausentes en primavera, verdes, sin manchas purpúreas; el nervio medio carece de estrías longitudinales; los lóbulos laterales son muy numerosos, por lo común laciniados y divididos; los lóbulos de las láminas pinnatisectas, son deltoideos, recurvados, con el margen distal (exterior) entero o con algún diente, convexo y el proximal entero o con algún diente, cóncavo, con dientes triangulares o filiformes, estos también entre los lóbulos. Los dientes proximales se continúan en el pecíolo. El lóbulo terminal es por lo general trilobulado con segmentos lineares, formando un ángulo de 90º con respecto al superior, otras veces es de forma triangular o hastado y entero. El capítulo mide entre 1,65 y 2,96 cm. El involucro posee brácteas externas ovado-ovado lanceoladas, adspresas o recurvadas, margen escarioso de hasta medio milímetro y verde oscuras o purpúreas (cuando están prensadas), frecuentemente con un cuerno subapical, aunque no necesariamente, también con callo; Flores hermafroditas o funcionalmente femeninas, en cuyo caso no tienen polen. Corola amarilla, con lígulas externas con banda violacea pálida en su dorso. Aquenios ferrugíneos , con cuerpo de 3-4 mm, con escuámulas bi o tricuspidadas o espículos en su ápice, el resto mas o menos liso y costillas anchas; cono de 0,4-1 mm, cilíndrico, pico de 3-8 mm verdoso o rojizo. Vilano concoloro y blanco.
Flora ibérica la considera de pastizales de alta montaña, sobre todo en suelos silíceos. En Folia Botanica Extremadurensis (Volumen 8, 2014) donde hay una excelente clave de las especies del género, afirman que la han encontrado en márgenes de caminos, y prados sobre suelos de texturaarenosa, ricos en materia orgánica, habitualmente pastoreados, por encima de los 700 msm en el piso montano. Sin embargo hay citas de campos de cultivo y de sabinares sobre calizas en Segovia y nosotros lo hemos encontrado en pastizales en umbrías, bajo el dosel forestal en suelos margosos-arcillosos, en el valle del Jarama, en el sureste de Madrid, a tan sólo 550 metros de altura, eso sí en una zona de microclima bastante mas fresco, húmeda y atemperado en verano que el entorno general.

aspecto general de la roseta de hojas basales: Muchas, muy densas y divididas en numerosos lóbulos entrecruzados, laciniadas
Rubén de Pablo
Hoja del tipo que siguiendo una clave nos permite llegar hasta la especie para identificarla: hojas profundamente divididas, con numerosos lóbulos laterales fuertemente divididos, laciniados, que difícilmente podemos distinguir.
Hoja intermedia entre las que presenta la planta en invierno y las que va desarrollando conforme avanza la primavera, los lóbulos laterales del extremo superior no se entrecruzan, ni se dirigen hacia delante, como en la foto anterior. Hemos visto ejemplares con todas las hojas de este tipo, al lado de otros con el aspecto típico.
brácteas externas entre adspresas y recurvadas, con una capa pruinosa que se pierde al prensar y que hace que al cabo se vean verdes y con un callo en su extremo, en algunas se insinúa un callo subapical.
Aquenios ferrugíneos, con escuámulas bicuspidadas y espículos hacia el ápice, mas bien lisos en su base. Se supone que la especie tiene las costillas anchas, pero aquí se ven aquenios de costillas anchas y bastante lisos en su parte inferior y otros todos ellos rugosos, y de costillas estrechas. Si se ajusta a la descripció totalmente el cono, que es cilíndrico (algunos presentan alguna espícula) y el pico (la parte que acaba en el vilano) que es verdoso (pudieera ser rojizo).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.