Bianual o perenne de la familia Compositae.
El origen del nombre Centaurea se explica en otras entradas del género; el epíteto alude a su inflorescencia, que cuando se compone de varios capítulos forma una panícula, una disposición racemosa piramidal que recuerda la del hilo de tejer (panus, en latín) enrollado alrededor del huso.Planta de verde a blanquecina, de base leñosa, de hasta 100 cm. Tallo erecto, anguloso que se ramifica en parte superior. Hojas enteras, pinnapartidas o pinnatisectas, con segmentos lineares, las basales pecioladas y las caulinares sésiles. Capítulos terminales, solitarios o agrupados. Involucro delgado de hasta 10 mm. de diámetro. Brácteas triagulares con venas marcadas por el dorso, apéndice fimbriado, decurrente, aristadas. Flores de rosadas a violáceas, las exteriores de mayor tamaño y estériles. Vilano más corto que el aquenio. Florece de mayo a octubre.
Ruderal, se cría sobre suelos pedregosos y algo nitrificados. Cunetas, taludes, bordes de camino, claros de encinares y pinares, así con sus matorrales y pastizales de sustitución. Adventicia en vías de comunicación. Hasta 900 msnm.

Cenicientos – J. C. Campos Casabón
Manzanares el Real – J. C. Campos Casabón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.