Matilla leñosa de la familia de las cistáceas.
El nombre del género (que se debería pronunciar heliánthemum)  apareció por primera vez en una obra de Valerius Cordus, físico médico y botánico alemán del S. XVI, uno de los primeros en reinterpretar los viejos textos de Dioscórides describiendo las mismas plantas sobre la base de sus propias observaciones de campo al natural. Del griego heliós, sol y anthos, flor: bien porque algunas flores del género son del color del sol, bien porque sólo se abren con sol, bien porque duran un solo día. Hirtum, en latín, significa hirsuto, áspero: por las costillas muy  prominentes de los sépalos internos cubiertas de pelos fasciculados largos e híspidos.
Sufruticosa de hasta 45 cm. Hojas de lineares a elípticas, generalmente de margen revoluto y pelosas; estípulas más largas que el pecíolo, ciliadas. Inflorescencia simple o ramosa. Botones florales fusiformes, retorcidos. Sépalos internos con costillas muy prominentes, nudosas, con pelos largos y rígidos más largos que el espacio intercostal, este glabro o glabrescente. Los sépalos externos miden la mitad que los internos. Pétalos amarillos, rara vez blancos o rosados, maculados. Cápsula densamente pelosa, su longitud es la mitad que la del cáliz.
Común en el Sureste de Madrid y La Sagra. Especie de tomillares y matorrales, terrenos secos preferentemente calizos o yesosos, desde el nivel del mar hasta los 1.500 m, florece de abril a julio. Del SW de Europa y del N de África, ampliamente difundida por el centro y E de la Península.
Listas Nacionales:  Taxon en peligro de extinción (EN)
Lista roja 2008 de la flora vascular española. Dir. Gen. de Medio Natural y Política Forestal Referencia IUCN: IUCN 2001
Castilla-La Mancha: Taxon vulnerable (VU)
Valencia: Taxon protegido no catalogado
Imágenes de H. hirtum

El Butarrón (M) Darío Meliá
Perales de Tajuña (M) Darío Meliá

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.