Planta anual de la familia de las compuestas.
El nombre se tomó del griego rhagás, rhagados, hendidura, rotura, con el diminutivo latino -olus: por la disposición de las brácteas florales que encierran los frutillos de las flores exteriores, que parecen haberse desgarrado de un cuerpo entero; el epíteto se refiere a la característica disposición de sus frutillos, parecidos a una estrella. Escasa en el Sureste de Madrid y La Sagra.
Arvense, ruderal y viaria, también en herbazales subnitrófilos, prefiere lugares sombríos en suelos con cierta humedad. Su distribución cubre todo el arco mediterráneo, desde Asia menor hasta el Estrecho, y parte de Macaronesia.
Florece de abril a mayo.
Imágenes de R. stellatus

Perales de Tajuña (M) Darío Meliá
Río Aulencia (M) Darío Meliá
Paracuellos de Jarama (M) Darío Meliá

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.