Planta herbácea, anual, de la familia de las compuestas.
El nombre del género se formó a partir del latín  bombyx, bombycis, el gusano de seda y la seda misma sin tratar, y laena manto, capa: por el denso tomento que recubre sus capítulos. El epíteto, que para ser exactos y para respetar su significado habría que pronunciar díscolor, indica que tiene más de un color, por sus flores, unas blanquecinas y otras purpúreas.
Tallos de hasta 16 cm, erectos, simples ramificados y con ramas ascendentes decumbentes. Hojas de 3-19 x 0,6-4 mm oblongo-lanceoladas, con el margen plano. Glomérulos de (6,5) 7-11 mm de diámetro, generalmente terminales, con 2-5 capítulos de color blanco tomentoso que, a diferencia de Bombycilaena erecta en que son sobrepasados por brácteas y son onduladas y B. discolor son de margen plano y no son sobrepasados por éstas o un poco. Brácteas involucrales internas en número de (3-) 4-5, de 3-4 mm. Flores hermafroditas en número de 2-3.
Florece y fructifica de Abril a Mayo (Junio).
Vive sobre suelos margosos, yesosos o calizos en pastos abiertos y secos de hierbas anuales, desde la mitad S de la Península hasta SW de Asia y NW de África.
Cataluña: Taxon de flora estrictamente protegido
Imágenes de B. discolor

Paracuellos de Jarama (M) Darío Meliá

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.