Planta herbácea perenne. Geófito bulboso de la familia Amaryllidaceae.
Allium era el nombre que usaban los romanos para los ajos, de cuyo origen no ha quedado información. El epíteto, de hojas similares a una escorzonera, hace refencia a otra especie que describió Linneo, Scorzonera angustifoliaEfectivamente sus hojas miden, típicamente, entre 0,3 a 0,7mm; son glabras, sentadas, con una vaina membranácea, planas (algo aquilladas en su base), de margen liso y ápice agudo. Bulbo solitario, o con un bulbillo sésil, rodeado de una túnica grisácea de fibras entrelazadas con ápice deshilachado. Inflorescencia laxa, con 4-19 flres sin bulbilos, a veces con unos pocos y raramente con todas las flres sustituidas por bulbilos. Tépalos de un color amarillo determinante, con nervio medio verdoso. Filamentos exteriores internos simples, rara vez con dos lóbulos basales pero nunca con base tricuspidada. Especie endémica de puntos húmedos en el N de Marruecos y en la Península, en su cuadrante NW con presencia en algunas serranías hacia la mitad E: herbazales próximos a alisedas, prados de siega, alcornocales e incluso pinares, respisas de roquedos, hasta los 1400m y en ocasiones a bastante más altura.
Florece entre abril y julio.

Enrique Luengo
Los Cortijos (CR) – Enrique Luengo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.